Apóstoles S. XXI

La vida que nos rodea
no colmará las aspiraciones en lo profundo del corazón.
Buscamos una armonía, una esperanza.
Que la paz sea fruto de un verdadero amor.

Vosotros que sois de Cristo-Cristo es de Dios-
leemos en estos signos, que en este tiempo nos regaló.
Salvamos esa fractura que en la cultura, la fe y la Iglesia, se dibujó.

Apóstoles, apóstoles,
que en este mundo han vivido el vértigo, vértigo.
Apóstoles, apóstoles,
que en este mundo dan lo mejor de su corazón.


Vivir como otro San Pablo en este siglo
y con los medios modernos que nos ofrece la civilización;
que Cristo lo impregne todo
y el hombre nuevo sea revestido de Él que es camino,
verdad y vida, fuente de paz;
haciéndose todo a todos,
para salvar desde el sufrimiento tanta alegría
que hoy un cristiano puede regalar.
Si Dios está con nosotros, quién contra ti;
esto es sabia de santidad.

Apóstoles, apóstoles... (Bis).

El espíritu de Dios está con nosotros,
los sentimientos de Cristo te animarán.
Recoge aquel pergamino que te da el Niño,
María que te lo ofrece, lo escribirá.

Apóstoles, apóstoles...

Y roturar hoy los nuevos caminos:
la red en esta globalidad;
para anunciar con la fuerza de Dios:
Buena Nueva para la humanidad.

Desde la radio, la prensa y el cine,
la tele, la pluma, Internet;
el escenario, el libro, el PC,
la técnica y el arte, la cultura por la fe.

Canta, baila, ríe,
grita a este mundo que lo más bello
bajo este cielo ha llegado aquí.
Vete y anuncia al mundo
que esta familia es lo más fecundo y lo más hermoso
que el poderoso pudo elegir.

Apóstoles, apóstoles... (Bis).

2008 © San Pablo Comunicación SSP