Lámpara es tu palabra

Cf. Sal. 118
Gracias, Señor, por tu Palabra: luz y sentido en nuestra
existencia, posibilidad inagotable de encuentro contigo.

LÁMPARA ES TU PALABRA PARA MIS PASOS,
LUZ EN MI SENDERO.
(LUZ, TU PALABRA ES LA LUZ)

Yo guardaré tus justos mandamientos.
Señor, dame vida, según tu promesa.

Mi vida, Señor, está siempre en peligro,
pero no olvido tu voluntad.

Inclino mi corazón a cumplir tus leyes,
Se tú la alegría de mi corazón.

2008 © San Pablo Comunicación SSP