Antes del evangelio: Cuaresma

Habla, Señor, habla, Señor,
que tu siervo escucha.
Tu palabra es la luz y la verdad.
Tu palabra es pan que me alimenta.

2008 © San Pablo Comunicación SSP